0

La Casa de Santa Teresa, un remanso de paz

Publicado por el .

Situada en la calle Crespo Rascón, la Casa de Santa Teresa es uno de los lugares de interés si visitas Salamanca. El edificio, propiedad de la conicia y respetada familia Ovalle, fue testigo de las estancias de Santa Teresa en la ciudad y es, en si mismo, un bello ejemplo de la sólida arquitectura característica en la ciudad. Hoy en día está ocupado por las Siervas de San José que se instalaron en la casa en 1881.

La presencia de la santa en Salamanca se concentra entre 1570 y 1575, cuando se encontraba en la ciudad con el objetivo de fundar el Convento de las Carmelitas Descalzas. En esta casa sólida, sencilla y austera, de rasgos nobiliarios castellanos, en cuya fachada destacan los escudos de la familia Ovalle, se alojó Santa Teresa. De hecho, se dice que fue aquí donde la santa experimentó un éxtasis en 1571.

En el interior hay un fresco y tranquilo patio ajardinado, una capilla, un taller de costura donde las monjas enseñaban el oficio de costurera o cordera a las jóvenes, la celda donde descansó la santa… Se ha mantenido gran parte del mobiliario original y se pueden ver poemas, pinturas, documentos de las propias monjas,

Está abierto de martes a sábado de 11 a 12.30 horas y de 16.30 a 18 horas.

Te puede interesar

Escribe un comentario